Con solo 25 años, la pequeña de las hijas de Patricia Rato y el torero Espartaco, separados desde hace más de una década, es una brillante abogada, tanto que ha fichado por el prestigioso despacho Cuatrecasas, el mismo al que se incorporó hace solo dos semanas la ex vicepresidenta del Gobierno Soraya Sáenz de Santamaría. Soltera, atractiva y muy estilosa, Isabella Ruiz de Rato cuenta con más de 3.000 seguidores en las redes sociales, donde ha demostrado que reúne belleza, clase e inteligencia.

Formada entre Suiza, Inglaterra y Sevilla, la hija del torero Juan Antonio Ruiz Espartaco y Patricia Rato, sobrina de Rodrigo Rato, cursó estudios superiores en la Universidad de Comillas y el IE Business School y disfrutó de un programa de intercambio en Shangai, donde vivió un año.

Habla cuatro idiomas y entre sus pasiones están viajar, leer, los deportes de riesgo y la moda, donde ya ha hecho sus pinitos en alguna que otra sesión de fotos. Cosa de poco, porque todas sus energías están centradas ahora en el derecho: «Algún día quiero hacer contribuciones al mundo de la abogacía».

Vive en Barcelona desde hace siete meses, donde trabaja en el despacho Cuatrecasas, uno de los más prestigiosos, pero viaja a menudo a Sevilla para reunirse con su padre y sus hermanos, Alejandra y Juan, a los que adora casi tanto como al sushi y los donuts.

Sólo ha concedido una entrevista a los medios de comunicación y en ella desveló que le encantan las películas de Disney, que el mejor viaje que ha hecho con su familia fue a Disneyworld en Orlando, que su amor platónico es Peter Pan y que entre sus series favoritas está Suits, la que lanzó a Meghan Markle al estrellato.

 
 

FUENTE: ELECONOMISTA