El macrocontrato – que busca paliar la crisis del falta de material sanitario para atender la crisis del coronavirus – incluye 550 millones de mascarillas, tanto quirúrgicas como de protección respiratoria, que se han comprado a tres proveedores, según ha informado Illa, y llegarán a lo largo de las próximas ocho semanas. Se unen a las 5,8 millones de mascarillas que el Gobierno ha repartido en los últimos días a las diferentes comunidades autónomas.

También se han adquirido 5,5 millones de test rápidos, que se entregarán en marzo y abril y que se suman a los ya adquiridos en los últimos días, algo más de un millón y medio de pruebas diagnósticas.

Para paliar la falta de unidades de atención a enfermos graves, Illa ha informado de que el paquete incluye 950 equipos de respiración asistida que se entregarán de abril a junio. Por último, Illa ha afirmado que se han comprado 11 millones de guantes que serán suministrados en cuatro semanas.

No obstante, ha reconocido Illa que esta compra «no es suficiente» y que se están haciendo «esfuerzos para comprar más y producir más a nivel nacional».

El ministro ha detallado que estas compras complementan las que ya han realizado distintas comunidades. «Me consta que ha habido compras en la Comunidad Valenciana, Cataluña o País Vasco, pero seguro ha habido otras», ha aclarado Illa.

Las compras se han producido, ha afirmado el presidente, gracias a la gestión de distintos ministerios y «tras la conversación del presidente del Gobierno con el presidente de la República China».

Hoy, nuestro país ha sobrepasado el número de muertes por COVID-19 en China.

 

Fuente: El Independiente