La actual presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, se matriculó en su polémico máster con el curso ya en marcha y fuera del plazo legal marcado por la Universidad Rey Juan Carlos. En concreto, este centro permitió que la emisión del pago de su matrícula se realizara el 21 de diciembre de 2011 y el pago de los 1.586,39 euros siete días después.

Según la documentación recabada por eldiario.es, esto incumple los plazos legales de este máster en Derecho Autonómico, ya que el primer trimestre de las clases ya había terminado.

En concreto, las clases empezaron el jueves 22 de septiembre, según fuentes universitarias y otros alumnos. Este máster era presencial (entre 12 y 15 horas semanales, según este medio) y con un intenso horario de jueves por la tarde, viernes por la tarde y sábado por la mañana.

Fuera de calendario

Los plazos de matrícula para el curso 2011-2012 aún figuran en internet (del 3 de mayo al 30 de junio), lo que probaría que Cifuentes no se atuvo a los mismos.  Además, había un segundo plazo extraordinario, en caso de quedar plazas disponibles: del 7 al 18 de septiembre de 2011.

Después de inscritos, los alumnos debían pasar unas pruebas de selección fijadas por el director de la formación, que en la segunda convocatoria terminaba el 25 de septiembre.

Así pues, Cifuentes no cumplió ni el plazo ordinario ni tampoco el extraordinario, y esta universidad pública permitió que presentase su matrícula varios meses después.

Cita el miércoles y dos observadores externos

Cifuentes comparecerá el próximo 4 de abril en un Pleno extraordinario en la Asamblea de Madrid por la polémica, para dar explicaciones sobre esta cuestión en la Cámara de Vallecas, a petición de todos los grupos de la oposición.

Podemos y PSOE tendrán un turno de palabra de cinco minutos y después intervendrá la dirigente autonómica con 15 minutos. Tras ella, hablarán los grupos de menor a mayor representación en la Cámara regional con un turno de palabra de 10 minutos y cerrará la presidenta con su turno de 10 minutos.

Será la primera vez que un presidente comparece en la Cámara regional a petición de todos los grupos de la oposición en un Pleno extraordinario. Además, la dirigente madrileña no podrá delegar en ninguno de los consejeros para que comparezca por ella, ya que es una cuestión que sólo le atañe a ella.

La Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE) ha designado como observadores externos en la investigación abierta  a los responsables de Inspección de las universidades de Burgos y Murcia. En concreto, se trata del director del servicio de Inspección de la Universidad de Burgos, José Ángel Contrera, y la jefa del Área de Inspección de Servicios de la Universidad de Murcia, Carmen Ruiz. 

Ciudadanos eleva el tono

El portavoz de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid, Ignacio Aguado, ha señalado este lunes que «cada día que pasa» sin que Cifuentes dé explicaciones «aumentan las sospechas de que nada se hizo de forma correcta». «Empieza a ser una irresponsabilidad que siga escondida», le ha afeado el portavoz de la formación naranja a la dirigente autonómica.

De igual modo, el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha asegurado que el caso «huele mal» y presenta «demasiadas incógnitas y contradicciones». El líder naranja ha subrayado que Cifuentes «lleva 12 días escondida y detrás del plasma» y ha considerado que debe dar explicaciones ya que la situación es «muy preocupante y pinta muy mal» pues las informaciones que están apareciendo en prensa «demuestran que cada vez está más acorralada frente a la verdad».

Sin embargo, el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, ha trasladado a Ciudadanos la responsabilidad de seguir manteniendo a Cifuentes. Por ello, ha considerado que a quien se debe exigir «responsabilidad» es al partido de Rivera que mantiene en la Presidencia «al PP corrupto de la Púnica y del máster en simulación y diferido de Cifuentes», hechos que según Echenique hubieran provocado su dimisión en cualquier otro país europeo.

Por su parte, desde el PSOE, Pedro Sánchez ha lanzado un aviso a la política del PP: o explicaciones o moción de censura.